Leyendas: Alejarse para volver a vivir (Brian Welch)


Cuando hablamos de Korn y pensamos en su característico sonido, la imagen de Brian "Head" Welch se nos vendrá a la mente de forma inevitable. Sin embargo, su exitosa carrera ocultaba una vida vacía dominada por las adicciones hasta que decidió alejarse para poder volver a vivir. Hoy repasamos la historia de "Head".

Brian Philip Welch nacía el 19 de junio de 1970 en Harbor City, un barrio de Los Ángeles, aunque se crio en Bakersfield. Durante su infancia sufrió acoso escolar por ser diferente a la mayoría de sus compañeros. Comenzó a tocar la guitarra con 10 años, aunque su intención era aprender a tocar la batería. 

Su carrera musical comenzó en 1993. La banda L.A.P.D. acababa de separarse por los problemas con las drogas de su vocalista Richard Morrill. Los tres miembros restantes Reginald "Fieldy" Arvizu, James "Munky" Shaffer y David Silveria decidieron seguir juntos, formando un nuevo grupo que se llamaría Creep y para el que decidieron contar con Welch. El equipo se cerraría con la adición de Jonathan Davis tomando finalmente el nombre Korn


La irrupción de los californianos supuso el comienzo del nu-metal y la guitarra de siete cuerdas de Brian fue un elemento indispensable en el auge del género. Pero detrás de todo este éxito se escondía un grave problema que estuvo a punto de llevarle al cementerio. Brian había generado una adicción al alcohol, a la metanfetamina, al Alprazolam y a las pastillas para dormir. A pesar de que sus sueños se estaban haciendo realidad, era incapaz de disfrutar del camino y las giras con Korn se le hacían cada vez más insoportables.

 "Viajas, vas a otro pueblo, tocas en un concierto y lo vuelves a hacer. Intentas estar en paz, pero incluso en una banda tan grande como Korn tocando ante miles de personas, puedes sentirte solo. Te sientes como un camionero viajando con un grupo de camioneros. No puedes conectar con nadie excepto con los que te vas de fiesta después de los conciertos a los que no conoces y después te marchas."

En 1995, "Head" y su pareja Rebekah tendrían una hija a la que optarían por dar en adopción. En 1998 nacería Jennea, la niña que le acabaría cambiando la vida. Brian decidió dejar las drogas para ser el mejor padre para su hija, pero cada vez que volvía a la carretera volvía a recaer. Al llegar a casa, Rebekah y él eran dominados por las drogas y no dejaban de discutir. La situación empeoraba y su mujer les abandonaba. Brian estaba asustado e incapaz de cambiar el infierno por el que estaba pasando, viajaba con Korn acompañado de Jennea. 

"¿Cómo puedes dejar una banda tan grande, una de las bandas más grandes que ha cambiado la música? ¿Cómo puedes dejar eso? ¿Pero cómo no voy a estar ahí para mi hija?"

                          


Mientras alargaba su decisión, se iba hundiendo más y más. Conocedores de los problemas que estaba atravesando, dos compañeros cristianos le enviaron un correo: "Venid a mi todos los que estéis hastiados y yo os daré descanso." Se trataba de un versículo de la Biblia que hizo cuestionar a Welch la existencia de Dios. Tras asistir a la iglesia con ellos, regresó a casa, se esnifó una gran raya de speed y dijo: "Señor, si eres real como esos tíos dicen, aleja estas drogas de mí. No puedo dejarlas, no quiero tomarlas pero no puedo parar. Quiero estar aquí para Jennea. Perdió a su madre por las drogas. Necesito tu ayuda, Dios." 

Continúo esnifando speed y leyendo la Biblia durante una semana, buscando alguna señal hasta que un día aseguró notar una presencia pacífica: "Sucedió mientras estaba drogado, creí que sería por eso y que no era real, así que me drogué toda la noche. Al día siguiente me desperté y sentí la necesidad de acudir a mi Biblia. La abrí y señalé, `el alma que peca es el alma que muere´. Para mí, en ese instante, fue como si Dios se me apareciera la pasada noche y era el momento de dejar las drogas. Consumido por el miedo, cogí todas las drogas y las tiré por el baño. Esa fue la última vez."

El 22 de febrero de 2005, el manager de Korn anunciaba que Brian "Head" Welch dejaba la banda tras 12 años para servir a Dios y dedicar su música a ese propósito. Sus compañeros no se tomaron de la mejor forma su decisión y comenzaron un cruce de declaraciones que duró años. 

Durante los dos años posteriores a su partida de Korn, compuso varios temas experimentales que fue publicando en su nueva web Head2Christ. Viajó a la India para construir orfanatos y comenzó a contar su historia para ayudar a la gente que se encontraba en su misma situación. En 2008 saldría a la venta su primer disco en solitario Save Me From Myself y en 2013, después de cambiar el nombre del proyecto a Love and Death sacaría a la venta el álbum Between Here & Lost. Había encontrado la paz y su carrera como solista comenzaba a despegar. Como decía en la canción "By the Way" del citado Between Here & Lost: "Tuve que alejarme para hacer lo correcto. Por cierto, estoy bien y no sabéis lo que he tenido que sacrificar para alejarme y volver a vivir." 

Brian haría las paces con Korn y tocaría con ellos el 5 de mayo de 2012 en Carolina del Norte. El 2 de mayo de 2013 se anunciaba la noticia que todos los fans de la banda de Bakersfield llevaban esperando 8 años, el regreso de Welch para grabar el nuevo disco The Paradigm Shift. Con la vuelta de su guitarrista, Korn recuperó su esencia y la calidad de sus composiciones comenzaron a alcanzar el nivel mostrado años atrás. 

La historia de Brian Welch demuestra que todos pueden salir del pozo, sin importar lo profundo que sea. En su caso, aunque sus nuevas creencias jugaron un papel decisivo, el deseo de ser el mejor padre posible para su hija acabó derrotando a sus demonios. Esta película tuvo final feliz, Brian recuperó lo mejor de su vida pasada en Korn al mismo tiempo que cultivó una relación inmejorable con su hija Jennea.



Alberto G. Balo

Soy Alberto, 32 años. Vivo en una pequeña ciudad gallega. Técnico superior de comercio y marketing dedicado a otros menesteres. Combino en este blog dos de mis pasiones, escribir y el metal.

Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente